1

Desconocido y

extraviado,

como en una desequilibrada

pesadilla,

sin inicio ni

final.

 

Pues no olvido

tus malos chistes

aun ahora

medio jubilado

y retirado.

 

Combinando esfuerzos

nos maltratamos

mutuamente,

como dos destructivos

gemelos

pretendiendo

inútilmente

a dos delicadas

mellizas.

 

2

Hermano desconocido

nos encontraremos

algún día

para caminar juntos

por los campos

donde los niños

conservan

aun sin contaminar

sus almas.

 

Sonreiremos

extasiados

con las fotos de cuando

estábamos

malogrados, pero

unidos.

 

De cuando éramos

ingenuos e

inseguros, pero

fuertemente

comprometidos,

por naturaleza y

herencia.

 

3

Pero descuida

hermano desconocido

pues siempre

existirá

nuestra Mamá

llamándonos

para almorzar.

 

A ella no le importa

nuestras

diferencias, pues

ha comprendido

que no solo es

odio lo que nos

distancia.

 

Te ama y

entiende,

mucho más que a mí,

pues te necesita

tanto como yo deseo

estar a salvo y

sin sentirme

un enajenado extraño.

4

Y si alguna vez

repudie

ser parte de ti,

entiende que lo hice

por necesidad y

como último

recurso.

 

¿Regresaras hermano?

Ahora que papá

por fin termino de

extirparnos

de su viejo y

destartalado

corazón desgastado.

 

En su funeral

Mamá te necesitara

más que nunca, y

Yo esta vez tratare

de ser útil, y no

Solo a mi manera.

 

Pues he madurado

tanto como he

podido,

además es ahora

que he aceptado que

definitivamente

no soy el único

esperando

un hermano mayor.

 Intento de poesía numero ciento seis…

Un intento de poesía más. En un inicio lo utilizaba como único medio – debido a mis limitaciones – de escribir ideas que en los relatos – personalmente – parece no funcionar. La canción de arriba es del disco “Brothers” de los The Black Keys. Se supone este álbum ha “inspirado” este poema, además de otras cosas, obviamente, pues es un disco que fácil, se puede considerar bueno. Sin embargo como aun no creo en la inspiración, puedo decir, que mejor, “Estimulado”, mejor. Por cierto, el disco está cargado de sensaciones exquisitas.

Abajo esta Rhada Mitchell como Melinda, o dos veces Melinda. En la peli de Woody Allen. Francamente me pareció muy buena la película. El guion, Melinda, Lo bipolar. Genial como Allen ridiculiza las debilidades humanas. Exquisito.

Melinda needs my help

Melinda needs my help

Advertisements